Metodología Didáctica

Progreso del Módulo
0% Completado

La práctica de la intención pura. Se asiste y reafirma, no corregimos, así se se promueve confianza en el proceso del propio alumno. Das las instrucciones verbales primero, entonces los ajustes manuales son más fáciles, damos las instrucciones verbales y si el alumno necesita estos ajustes manuales, entonces es cuando actuamos. ¿Quiere el estudiante ser tocado? En la posición como profesor tenemos mucho acceso su intimidad y tú no sabes cómo se siente ese día y como se siente con su cuerpo, es muy íntimo. Quieres centrarte en tu ser y tener muy claro lo que vas hacer antes de tocar tu alumno tienes que sentirlo en ti mismo primero generar un centro físico en tu mente.

Cómo actuar
La actuación puede seguir los flujos generales de la energía muscular u orgánica.
A) Integrativo: de lugar de origen a lugar de inserción.
B) Expansivo: de lugar de inserción a lugar de origen.
Crear una gran conexión

  • De corazón a corazón con pureza mental.
  • Preguntar antes tocar si es persona nueva.
  • Indicar que vamos a hacer ajustes manuales si es un grupo nuevo.

Tipos de tacto Usamos ”mano liquida” donde el contacto es directo desde el centro de la palma, llamado Bindu palmar mejorando nuestra capacidad de sentir más lo que ocurre en el cuerpo del estudiante.

  • Investigativo: la usamos para comprobar una parte que no es evidente, como alguien con pantalones anchos.
  • Direccional: para que una persona toma conciencia de esa porción de su cuerpo dando una dirección, dando una caricia mostrando una dirección.
  • Alerta: llevar atención a cierta zona.
  • Ajuste: rotando la persona: desde, hacia y hasta el esqueleto.
  • Estabilizador: ayudando a mejorar al equilibrio. Donde ciertos alumnos no están cómodos
  • Cariñoso: una palmada en el hombro, de vez en cuando, es propio de un buen trabajo y reconocimiento del esfuerzo realizado.
  • Sensual: rozar acariciar hacer cosquillas es inapropiado. puede generar confusión en el alumno
  • Invasivo: zonas erógenas es inaceptable, inapropiado y no ético. En ciertos países como Estados Unidos es caso de denuncia.

Guía de estudio Actitud, alineación y ajuste.
Practica los ajustes manuales con un amigo. ¿Cómo fue tu actitud? ¿Cómo encontraste el ajuste manual? ¿Cómo usó cada una de las tres A para darle calidad a su ajuste manual?


ESTRATEGIAS DE ENSEÑANZA

Parte uno: “EL POR QUÉ” por qué enseñar.

La Intención. De manera que honre la búsqueda primordial que me pueda alinear con algo superior a mí mismo. La base como el lugar donde mi intención se asienta y desde donde pueda conducir mi práctica al lugar de revelación interior. Alinear la respiración como si fuera el cuerpo del Espíritu – La respiración libre se respira a sí misma, nos hacemos más sensibles a la pulsación de la vida en nosotros, movernos siguiendo la respiración, permitiendo que la “respiración lidere el camino” que la respiración cree el paso para el movimiento, el movimiento como una manera de expresar tus intenciones más elevadas usando el cuerpo interno, suavizando la piel.

La Razón de la Práctica. Ajustarlos verbalmente y al mismo tiempo dirigirlos al lugar del corazón y preguntarles: por qué? A dónde vamos? Nuestro propósito más elevado es ir a donde nos expresamos al nivel más sublime. Podemos degenerar en una práctica puramente física, la forma de practicar Hatha Yoga muchas veces es sólo un programa de ejercicios y la clave es, cuál es la intención más elevada?, tú eres el profesor, “debes ser tú el que les digas por qué practicar”, ser capaz desde tu propia presencia, desde tu integridad, transmitirlo a tus estudiantes. Saber verbalizarlo es parte de tu entrenamiento como profesor, enseñar Yoga es un Arte increíble y espectacular, usamos principios biomecánicos pero es más que eso, no debes comprometer la integridad más elevada de esta práctica.

Por un despertar del espíritu. Enseña la clase con el propósito más elevado, no importa cuán complejo sea tu conocimiento sobre el cuerpo humano, la energía sutil etc… haz una pausa e invita a tus estudiantes ¡a sentir!. Como profesores, aunque no hagamos las poses, es importante que caminemos entre ellos, atentos a cómo nos sentamos, porque ellos nos tienen como modelo, cómo expresamos una postura radiante y equilibrada generando belleza: ese es el propósito de esta práctica.

Autoestima. Cuando sentimos miedo a la hora de enseñar recordemos que la clase no es para ti sino para tus estudiantes, eso te ayuda a conectar con el espíritu de servicio y entrega y dejar a un lado el yo intimidado. Cuando damos un ajuste, por muy arrogante que parezca un estudiante, casi seguro va a pensar ¡sabía que no lo estaba haciendo bien¡, ¡nunca puedo hacer esta pose correcta! ¿qué podemos hacer para darles unos ajustes básicos sin que tengan una gran apertura? Es muy fácil ver a las otros pero debemos aprender a mirarnos a nosotros mismos, cuál es el sentimiento de este ajuste, como se siente en uno mismo, sin ser muy dur@ con uno mismo.

PARTE DOS:“ El como” ajustes y dirección

CONECTAR, ver la bondad, Transmitir los ajustes de tal manera que puedas percibirlo en una manera positiva. El ejercicio genera, crea espacio, ten visión de águila, ve lo bueno. Cultivar el ver a los demás desde la luz interior en vez de mirar los desalineamientos sin importancia, ver la gran imagen, ver la bondad, tenemos 30´ para dar el punto clave, para dar a los estudiantes la instrucción clave que les ayude de manera positiva. Fuerza, distribución, corazón abierto, cuantos más detalles acumulamos, cuanto más conocimiento adquirimos, la mente crea más separación, es la función de la mente, discriminando y encontrando diferencias, detalles, pero el corazón siempre crea este sentido de conexión, la mente siempre busca por lo que considera “equivocado” lo que necesita ser corregido, no nos enfocamos en las correcciones, pues eso significa que ¡algo está mal¡. Es mejor decir ¡esto está bien! y puede ser promovido para mejorar.

COMO AJUSTAR. Cuando ajustamos a un estudiante muchas veces vamos a lugares que no son tan claves, un punto terciario. Lugares como la base son clave, sus caderas son clave, ¿dónde puedo ayudar al grupo y en general ajustarlo (al grupo) mejor?, si le doy a un estudiante un punto, ese será el punto esencial que quieres que el estudiante asimile para conectar con el tema que estas desarrollando, para abrirse desde dentro

  • Trabajar desde la base habitualmente las bases se pueden mejorar, es allí donde debemos dirigir nuestra atención cuando queremos mejorar una pose. Los profesores que tienen más información, tienden a olvidar las bases: si todo el mundo hace bien la bases, todos disfrutarán de la clase.
  • Terapéutica. Si somos capaces de respetar los principios de mecánica corporal de tal manera que el estudiante los asimile por completo estamos creando una clase terapéutica. Presenta los principios y asegúrate de que el estudiante los entiende y los practica, pues el estudiante confía en nosotros para que lo pueda ver y les damos el poder honrando sus limitaciones, modificando las poses de acuerdo a sus necesidades. Conocer como variar el asana o utilizar material de apoyo es parte de tu entrenamiento.
  • Respetar la dirección del tono muscular para proteger la integridad del asana, ver la forma general del asana y desde ese molde en segundos decidir uno o dos elementos donde profundizar.
  • Simetría dinámica de forma, La pierna frontal tiende a llevarse todo el trabajo, la de atrás tiende a colapsarse y dormir, eleva pierna posterior llevando las ingles atrás, dobla la frontal e integra el coxis, eso es el lugar del centro, donde encontramos el equilibrio. Habitualmente tenemos un lado más débil que otro y para crear equilibrio debemos crear equilibrio isométrico.
  • COMPARAR LOS AJUSTES. Cuando des un ajuste a alguien comprueba que la persona asimiló la instrucción. La próxima vez que mandes esa instrucción, observa si lo hizo adecuadamente, eso promociona tu sensibilidad y le da a tu estudiante un sentimiento de estar siendo atendido.

PARTE TRES: El para que- potencia tus instrucciones

ACTIVO Y PASIVO – VERBALIZACION CONSCIENTE. Apropiadas ofrendas de lenguaje activo y pasivo en las instrucciones que hacen tu enseñanza mucho más poderosa.
Ej.; “Involucra tus piernas, eleva desde tus piernas hasta tus caderas”, como opuesto a: “Siente los músculos subiendo hacia las caderas.” Cuando la palabra sentir es una instrucción pasiva refleja, date cuenta, pausa, y refleja; al principio no quieres que estén pasivos, quieres dirigirles, quieres tomar el mando. Si les dices: “Siente la energía moviéndose en tu cuerpo”…¿qué dirección? ¿qué energía? ¿qué quieres decir? Quizás puedan sentirla, pero esa no es una instrucción de dirección.
En general daremos instrucciones activas y desde allí instrucciones pasivas; para reflejar en esas instrucciones activas estas llaves de cómo enseñar tienes que practicarlas consciente de tu verbalización, al punto de que se convierta en tu manera natural de dar instrucciones.

CONCATENAR CON IMAGINACION. La manera de aunar tus instrucciones con otras instrucciones es mucho más efectiva si están refinada y claras y no si son instrucciones estructurales, secas, sin sentimiento y llenas de instrucciones esotéricas que nadie puede aplicar.
Sujetas una cosa mientras vas a otra, y esa manera de concatenar instrucciones hace al estudiante disfrutar de una experiencia. La mayoría de los profesores de yoga, no importa qué método den, tienden a dar instrucciones separadas mientras que si usas el concatenar es mucho más efectivo, es como una experiencia global.
Ejemplo de instrucción en dirección
Desde los pies lleva energía a la cadera y manteniendo esa estabilidad encuentra tu libertad interior a través de la rotación interna de los muslos desde las plantas a las piernas, desde esa apertura, manteniéndola ancha la cadera el coxis entra.”

Guía de estudio
Visión De Águila
. Crea espacio mental y mira la gran imagen con amplitud, cuando ves la gran imagen te dices “¿qué puedo hacer para promoverla y mejorarla?” miramos las bases y posiblemente podamos mejorar los anchos de la pose, cuando tenemos más espacio la energía se abre más, la pose se hace incluso más hermosa, promover la belleza.
Auto cuestionario crea un ambiente de crecimiento e investigación donde explorar dentro del asana es bienvenido, usa metáforas positivas para estimular la participación activa de tu alumno. Toma nota de tu resultado.

×
×

Carrito